domingo, 5 de junio de 2011

No hay dos sin tres....



... y seguramente habrá muchos más. Pero....

* * *
Primero fue una hembrita de verdecillo, después de una noche de tormenta.
La recogí al pie de un árbol, y aunque intentamos reunirla con su mamá,
no hubo manera.



* * *
Después fue un estornino, también en un paseo, pero esta vez de noche.
Mi hijo vio algo moverse y revolotear por el suelo,
y después de hacer algo de "ejercicio", consiguió cogerlo.
Pero éste lo llevamos al centro de recuperación, porque tenía un ala dañada,
(por eso no podía volar) y además nos resultaba un poco complicado tenerlo en casa.



* * *
Y ayer por la mañana mi marido rescató este bebé gorrión, que apenas revoloteaba
aunque su madre hacía todo lo posible. Dejarlo en el suelo hubiera resultado una condena segura,
al alcance de cualquier perro o gato. Menos mal que se ha acostumbrado enseguida a la jeringuilla y come como un campeón... o campeona, que aún es pronto para saberlo.




Es que no lo podemos remediar.... somos incapaces de dejarlos tan desvalidos
a merced de cualquier avatar...



Ya sé tejer en inglés !! ;-P


Y es que no he encontrado las instrucciones en español para hacer el Sackboy
que me pedía mi hijo en ningún lado, así que he tenido que poner al día mi inglés ....
El resultado no es exactamente el de la foto original, pero como él parece satisfecho,
pues yo también ! ;-)