domingo, 3 de febrero de 2008

Para mi, decir carnaval, es decir Venecia....

El Carnaval, a Venecia, la hace todavía más especial si cabe.

Ya dueña de una atmósfera particular y única, el pasearla cruzándote con gente vestida con trajes intemporales, te traslada de una manera totalmente natural a otra época.

El Carnaval de Venecia, cuyos orígenes se remontan al siglo XI aunque se consolidaría en el XIII, tiene personalidad y magia propia y va más allá de la imagen de la nariguda máscara del doctor de la peste que abarrota los talleres de la ciudad y se desparrama por las calles. El carnaval comienza, como corresponde, con la celebración más antigua: la Fiesta de las Marías, que data de 1039. Las máscaras y los disfraces juegan un papel clave en este mundo anónimo, donde las divisiones de clases parecen desaparecer, donde mágicamente todos se vuelven iguales, donde todo parece estar permitido. Los participantes se divierten desfilando disfrazados por las calles. Porque allí es donde se disfruta el carnaval: en las calles, con desfiles organizados o espontáneos.

En el año 1797, Napoléon Bonaparte derogó los festejos de carnaval, que fueron restablecidos de forma oficial en 1979, año en que debuta Rondó Venziano.

Después de 20 años, el recuerdo se diluye un poco en mi memoria, pero con la ayuda de algunas fotos.....

1988


1988


1988


1988



2005



No ha sido la única vez, por suerte, que he podido disfrutar de sus bellos rincones, llenos de encanto y de historia......

En esta plaza en 1991 todavía estaba el anticuario, al pie del puente que cruza el canal en el que cayó Catherine Hepburn en "Locuras de Verano"....










Venecia está compuesta por 120 pequeñas islas unidas entre sí por unos 400 puentes.



Refugio de pobladores de las ciudades cercanas a ella ante las invasiones germánicas, la ciudad fue creciendo y llegó a tener su propio gobierno, presidido por 12 tribunos (tantos como islas principales). Casi desde el principio esta comunidad fue autónoma y nombraron un dux o dogo, cargo que era vitalicio. Estos supieron mantener su autoridad en el Senado, además de cultivar relaciones tanto con Oriente como con Occidente. Sabiendo aprovechar el momento histórico que vivía, Venecia fue un importante punto de comercio entre los dos mundos, alcanzando su máxima expansión y esplendor en el siglo XV.

Sus aguas poco profundas actuaron como defensa, ya que era fácil encallar en sus bancos de arena si no se conocían los pasos de entrada desde el Adriático, que en tiempos de paz se señalaban con hileras de palos, con luces para la noche.

Pero también por culpa de estas aguas, han sufrido de la llamada "Acqua Alta", que obliga a colocar pasarelas en la Piazza San Marco para poder transitarla.


De la Plaza de San Marcos, Napoleón Bonaparte dijo que era el "salón mas bello de Europa". Las demás plazas de Venecia reciben el nombre de campo.

En dicha plaza se yergue Il Campanile,
desde donde las vistas son fantásticas, tanto sobre la laguna

, al fondo la isla San Giorgio,


como sobre la ciudad
, ayudando a descubrir pequeñas maravillas, como la "Scala del Bovolo"



La Basílica de San Marcos es el principal templo católico de la ciudad y la obra maestra de la influencia bizantina en el Véneto. Su construcción fue iniciada en 828. Fue quemada en un motín en el 975 y reconstruida en el siglo XI por arquitectos y obreros de Constantinopla. En el siglo XIII se le añade un nártex cubierto con cúpulas más pequeñas que envuelve el brazo inferior de la cruz. Fue modificada también en los siglos XV y XVII.


No deja de tener su encanto pensar que mis hijos la han descubierto igual que yo hace casi 30 años sin que haya cambiado.....



Una ley de la República Venciana imponía como tributo que los mercaderes, después de hacer negocios provechosos, hicieran un regalo para embellecer San Marcos; de ahí la variedad de estilos y materiales.




Si hablamos de puentes famosos en Venecia, dos son los primeros que acudan a nuestra mente: Ponte di Rialto y el Ponte dei Sospiri.



El primero de ellos, Rialto, es el más antiguo de la ciudad. Tiene sus orígenes en un pontón flotante de 1181, que a lo largo del tiempo ha sido sustituido por otros puentes de madera, con secciones movibles para permitir el paso de las naves más altas, pero tras algún incendio y otros incidentes, como el derrumbe en 1444 por el peso de la multitud congregada para ver un desfile náutico, y otro derrumbe posterior en 1524, se decide su reconstrucción en piedra.

Así se construye el actual entre 1588 y 1591, formado por un único arco, diseñado por Antonio da Ponte, y basado en el diseño del anterior puente de madera: dos rampas inclinadas se cruzan en un pórtico central. A cada lado de las rampas hay una fila de cubículos rematados en arcos de medio punto, que sirven como comercios.


El puente de los Suspiros es otro de los más famosos de Venecia. Pero en contra de lo que la mayoría de la gente cree, no debe su nombre a ningún motivo romántico..... Siendo la comunicación entre el Palacio de Justicia y la prisión, al cruzarlo los condenados a muerte era la última vez que veían el cielo y el mar.



Venecia.....
Si, es cierto, decadente (lo que no deja de darle un toque romántico) y hundiéndose, pero..... mis ojos siempre la verán esplendorosa y mágica.

8 comentarios:

la sevillana dijo...

Gracias Ana por esta entrada dedicada a los Carnavales de Venecia, me ha encantado cómo lo narrabas y las fotos que mostrabas.
Muchos han sido los años en los que mi prima me ensañaba sus fotos de su estancia en estas fechas allí, me encantaba cómo me contaba todo lo que habían hecho y ver las fotos que allí se hacían...
Es uno de mis viajes pendientes, bueno toda Italia, que espero realizar muy pronto aprovechando que tengo un primo italiano del que haré uso como guía de excepción!
muak

Estrella dijo...

Muy buen reportaje y las fotos todo un lujo. Se nota que Italia es tu patría querida besitos guapa

Verena dijo...

Las fotos alucinantes, y todo lo que cuentas muy interesante, gracias por el reportaje.
Besos, Vere

Ana dijo...

Un reportaje precioso, gracias por compartirlo.
Saludos

Yoli dijo...

Me ha encantado tu crónica, es como si estuviera allí, de Italia sólo conozco Roma, me lo regaló mi chico hace dos años, quedé encantada de la gente, la comida y que decir de Roma, uffff. Venecia es una de las ciudades en mi lista con Florencia, Pisa, .......ayssss q tienen q ser ummmm.
Besos

Chelo dijo...

Que fotos más bonitas y tus comentarios no se quedan atrás, nos transportan a su bellos canales que cuantas ganas tengo de visitar...ays quizás algún día....

Besos

Chelo

rosa dijo...

me has hecho volver a unos cuantos años atras,hace 21 años que me paseaba por encima de esas pasarelas de la Plaza san Marco,mirando fascinada esas mascaras fantasticas,voya mirar mi album de fotos y recordar ese viaje.gracias
besos

Pilar Marquez dijo...

Madre mía, entro en un blog a ver cositas de punto de cruz y me encuentro esta preciosa descripción de Venecia. Dan ganas de irse inmediatamente para ver todos esos paisajes que describes tan bien. Si cierro los ojos parece que me transporto a sus calles y sus canales.Enhorabuena y gracias por ello. Besitos. Pilar Márquez